2020, uno de los años más violentos para las mujeres en México

Fotos de víctimas de feminicidio en México, donde estos crímenes de mujeres por razón de género, crecieron en 2020, como la violencia machista en general, en parte a causa de la covid. Foto: Zona Docs
Fotos de víctimas de feminicidio en México, donde estos crímenes de mujeres por razón de género, crecieron en 2020, como la violencia machista en general, en parte a causa de la covid. Foto: Zona Docs

Durante los últimos meses de 2020, cada hora se registró una llamada de ayuda por parte de una mujer que estaba viviendo violencia en México. Esto significó un incremento del 39% en las atenciones y solicitudes de apoyo a la Red Nacional de Refugios (RNR).

Estas cifras equivalen a más de 46 mil mujeres siendo víctimas de violencias machistas en México, durante el periodo de la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia de covid-19.

El Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio presentó el Foro “Radiografía de la violencia contra las mujeres en México”, en el cual se publicaron los hallazgos de la campaña: #DistanciaSeguraySinViolencia ¡Por una nueva normalidad sin violencia!, que surgió poco después de la contingencia sanitaria.

Durante ocho meses, del 3 de septiembre de 2020 a febrero de 2021, la campaña llegó a cerca de 655 mil mujeres. La mayoría proviene de Jalisco, Ciudad de México, Puebla y Veracruz.

Dentro de sus principales metas estuvo atender la situación de violencia hacia las mujeres, aumentada ante la pandemia de covid-19, así lo reconoció Paula Sánchez, codirectora de Católicas por el Derecho a Decidir (CDD).

“El objetivo de esta campaña fue contribuir a que las mujeres, niñas y adolescentes que estaban, justamente, viviendo situaciones de violencia y familiares de víctimas de feminicidio y desaparición pudieran acceder a servicios de atención y acceso a la justicia en el contexto de la crisis sanitaria que vino a traer obstáculos adicionales”, indicó.

Gran parte de la campaña se distribuyó a través de internet. Por ejemplo, en su sitio web oficial, a la que pudieron acceder más de 2 mil usuarias y usuarios.

Además de utilizar las redes sociales, en especial Facebook, donde difundieron información sobre organizaciones civiles que brindaron asesorías gratuitas a mujeres en situaciones de violencia, particularmente para acceder a asesorías jurídicas que se abrieron en 17 estados del país, incluido Jalisco.

En total, pudieron colaborar con 530 asesorías a mujeres de 22 estados distintos.

Asimismo, extendieron las acciones al espacio físico, para las mujeres que no tienen acceso al espacio digital, así que colocaron materiales impresos en distintos sitios públicos como  mercados, farmacias, negocios locales y en algunas dependencias de gobierno. También, circularon spots de radio, algunos de ellos en lenguas indígenas, en Chiapas, Oaxaca, Guerrero y Veracruz.

La campaña #DistanciaSeguraySinViolencia logró documentar que mujeres de los 30 a 40 años de edad son las más afectadas; la ocupación más repetida fue la de trabajadoras del hogar; más de la mitad de las mujeres pertenece al ámbito urbano (70%); mientras que, los distintos tipos de violencia son perpetrados por las parejas, exparejas o familiares.

Atendieron cuatro tipos de violencia: psicológica, física, económica y sexual. Igualmente, las defensoras y activistas reconocieron que en varias ocasiones las mujeres, niñas y adolescentes viven más de una violencia simultáneamente.

“Estos datos nos ayudan a tener un panorama de algunas características de la violencia que están viviendo las mujeres en esta pandemia. No sólo porque el aislamiento social ha hecho que convivamos más con los agresores, sino también porque ha habido afectaciones al, de por sí limitado, sistema de justicia”, manifestó Paula Sánchez.

Alejandra Cartagena, representante del Comité de América Latina y El Caribe para la Defensa de los Derechos de la Mujer (Cladem), informó sobre las situaciones que atraviesan las mujeres de la región occidente del país.

Particularmente, resaltó que en el estado de Jalisco ha habido un incremento en la desaparición de adolescentes y mujeres, sobre todo de los 15 a 19 años, además del aumento en la violencia feminicida.

Por ello, su trabajo como defensora de los derechos humanos se enfocó en realizar acompañamiento tanto a víctimas como a sus familiares, en casos de feminicidios y desaparición.

En general, aseguró que la violencia durante 2020 tuvo cifras mayores, por ejemplo, la violencia sexual, digital e institucional fueron al alza, y afirmó que esto se debe a las autoridades no dan seguimiento a las denuncias por violencia:

“La falta de sentencias, la falta de perspectiva de género, la falta de rendición de cuentas a quienes no hacen su trabajo, pues ha sido un caldo de cultivo para que las mujeres, niñas y adolescentes en Jalisco sigan siendo violentadas y que no pase nada”, afirmó.

Por lo tanto, Alejandra Cartagena reconoció que es fundamental que las autoridades atiendan las violencias registradas y documentadas dentro de la campaña.

“Nos parece muy importante que esta campaña haya existido y que hayamos dado este acompañamiento, pero sobre todo, que esta campaña deja hallazgos y un documento muy importante para que las autoridades de manera inmediata reconozcan y garanticen los derechos humanos de las víctimas de violencia en todas sus formas», subrayó.

A su juicio, «es muy importante que las autoridades cumplan con sus funciones, de atender, prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las niñas, mujeres y adolescentes en el estado”.

Constante revictmización por autoridades

Durante el Foro “Radiografía de la violencia contra las mujeres en México” la Red Nacional de Refugios compartió hallazgos indispensables para comprender la magnitud de este problema. Además del crecimiento de 39 % en las atenciones y solicitudes de apoyo a la red, acompañaron a 11 mil 132 mujeres violentadas.

La gran mayoría de los agresores, 75 %, eran parejas y ex parejas de las víctimas. Lo más preocupante para la red es que durante noviembre y diciembre del mismo año, una mujer pedía apoyo a la Red Nacional de Refugios, cada hora. Finalmente, cuatro de cada cien mujeres reportó un intento de feminicidio.

Todas las activistas coincidieron en que la revictimización por parte de las autoridades es constante y preocupante. Por un lado, violentan continuamente a las mujeres que acuden en busca de apoyo o de denuncia, -quienes ya vienen de situaciones complejas de violencia. Por el otro, impiden el acceso a la justicia, a los debidos procesos y, finalmente, a la detención de sus agresores, lo que significa un círculo de impunidad.

La campaña #DistanciaSeguraySinViolencia ¡Por una nueva normalidad sin violencia! llegó a su fin.

“Esta campaña nos permitió acompañarnos, acompañar a mujeres.  Habemos (sic) mujeres, compañeras, organizaciones, no están solas. A las mujeres que viven violencia, NO ESTÁN SOLAS”, enfatizó Cartagena.

Este artículo lo publicó originalmente Zona Docs, que integra la red de medios mexicanos de Periodistas de A Pie, con quien IPS tiene una alianza especial.

RV: EG

Archivado en:

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Este informe incluye imágenes de calidad que pueden ser bajadas e impresas. Copyright IPS, estas imágenes sólo pueden ser impresas junto con este informe

Últimos Artículos