Pakistán

Acnur alerta de una crisis humanitaria inminente en Afganistán

GINEBRA – La Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) lanzó un nuevo alerta este martes 13 por la crisis humanitaria que se cierne sobre Afganistán, a medida que el conflicto armado recrudece y se incrementa el desplazamiento

La ciudadanía de Pakistán rechazó a los partidos políticos vinculados actividades extremistas en las elecciones generales del 25 de julio de 2018, con una participación histórica en las urnas. Crédito: Ashfaq Yusufzai/IPS.

Ciudadanía dejó mensaje fuerte y claro en elecciones de Pakistán

En las elecciones generales de Pakistán, la ciudadanía rechazó de plano a los partidos políticos de tendencia extremista y a candidatos con vínculos con organizaciones terroristas y, en cambio, optó por alternativas liberales, apostando a la paz.

Manzur Pashtin, líder del movimiento pastún Tahafuz, se dirige a la multitud en Lahore, el 22 de abril de 2018. Crédito: Khalid Mahmood/IPS.

Desplazados pastunes regresan a un hogar minado

“Hubo una explosión y antes de que pudiera entender qué había pasado, vi mi pie ensangrentado”, relató Mohammad Mumtaz Jan, de 54 años, desplazado pakistaní de la aldea montañosa de Patwelai, en la provincia de Waziristán del Sur.

El impacto del cambio en la vida cotidiana es cada vez más visibles para todos. Crédito: Amjad Jamal/UN Photo/PMA.

Vulnerable al clima, Karachi es una gran amenaza para Pakistán

De pequeño pueblo de pescadores, Karachi pasó a ser el mayor centro comercial e industrial de Pakistán, generando alrededor de la mitad de los ingresos fiscales de este país asiático, por lo que el impacto del cambio climático en esta

La oficial de policía de una comisaría de la provincia pakistaní de Punyab, Nazima Mushtaq, habla con una sobreviviente de violencia doméstica. Crédito: Cortesía del Centro para la Violencia contra las Mujeres.

Nace primer centro contra violencia hacia mujeres de Pakistán

Narices cortadas, costillas rotas, dedos fracturados, brazos tajeados, moretones y rostros ensangrentados con pérdida de piezas dentales y ojos hinchados son algunas de las brutalidades que la pakistaní Sana Jawes, de 30 años, ha visto en la última década en