KENIA: Jóvenes trazan el mapa de un asentamiento invisible

Doce jóvenes de Kenia han comenzado a trazar el mapa de un asentamiento donde viven más de 500.000 personas, lo que le convierte en el segundo de África en su tipo y que, sin embargo, se mantiene como un punto en blanco en la cartografía oficial de este país y del continente.

Los adolescentes, armados de dispositivos GPS (sistema de posicionamiento global), trabajan desde noviembre con la organización humanitaria OpenStreetMap para elaborar un mapa público de su vecindario, Kibera, siete kilómetros al sudoeste del centro de Nairobi.

Kibera es considerado el segundo asentamiento informal del continente africano, por detrás de Soweto, situado en Sudáfrica.

ONU-Hábitat calcula que en el área viven entre 500.000 y 700.000 personas, con una densidad superior a los 200.000 habitantes por kilómetros cuadrados, en un asentamiento conformado por 10 aldeas.

Pero aunque en Kibera vivan más de medio millón de personas, sigue sin figurar en el mapa de Kenia y carece de servicios básicos, como saneamiento y agua corriente.
[related_articles]
La falta de información y de comprensión sobre los llamados barrios marginales hace que tradicionalmente sean considerados como una masa caótica, en lugar de zonas urbanas coherentes. Por lo tanto, son ignorados o sometidos a una planificación dirigida a erradicarlos, en lugar de aceptarlos y tratarlos como parte integral de las ciudades.

"Mientras Kibera siga siendo un espacio en blanco, sus limitados recursos sanitarios y de agua, su sistema de tráfico y la disposición de sus viviendas seguirán siendo invisibles para el mundo exterior y para los propios residentes", explicó Mikel Maron, de OpenStreetMap

Esta organización se dedica a realizar mapas gratuitos en todo el mundo, con edición libre por parte de los usuarios en Internet, bajo el mismo modelo de la enciclopedia Wikipedia. "Muchas organizaciones han reunido datos sobre Kibera, pero la información no es compartida ni está abierta al público. El mapa llenará este vacío al producir un trazado gratuito, digital y de fuente libre", con base en las técnicas ya consolidadas de OpenStreetMap, detalló Maron.

De esa manera, las organizaciones no gubernamentales y las empresas privadas y públicas que trabajan en la zona podrán contar con un mapa fácilmente accesible para apoyar sus actividades, agregó.

Los jóvenes cartógrafos participaron de un taller de dos días sobre los sistemas de información geográfica, antes de salir a trazar puntos destacados en el gran asentamiento informal. Las imágenes se escanearán y se colocarán en Internet para uso libre y para que cualquier usuario pueda incluir información adicional.

Los participantes en la iniciativa no son técnicos, sino jóvenes comunes adiestrados en la tecnología GPS. Organizaciones aliadas de la industria tecnológica ayudan con el adiestramiento y trabajan junto con la comunidad de Kibera en el proyecto.

El proyecto es liderado por OpenStreetMap junto con JumpStart International y otros socios, como Jubal Harpster de WhereCampAfrica, la Red de Desarrollo Social, Pamoja Trust, Manos de Kenia y Carolina para Kibera.

Maron cuenta que el mapa incluirá lugares como iglesias y mezquitas, escuelas, empresas, restaurantes, los predios de organizaciones que trabajan en la zona y oficinas públicas. El proyecto no pretende reunir datos demográficos, sino consolidar la información sobre la infraestructura pública.

"Se sabe muy poco de lo que ocurre exactamente en las distintas localidades. De hecho, la gente de Kibera quizás no conozca todas las cosas que hay, como centros de salud y organizaciones de caridad. La información ayudará a saber exactamente dónde se ubica cada uno y qué tipo de servicios proporciona", dijo.

"Así es más fácil para las organizaciones que desean trabajar en Kibera determinar qué servicios adicionales pueden necesitarse", señaló Maron.

Sheikh Ramadhan, un residente de Kibera, dijo que la zona se convirtió en una mina de oro para organizaciones que aseguran trabajar en el asentamiento, pero que no pueden demostrar que hayan realizado contribuciones concretas en el asentamiento.

"Kibera es el único asentamiento informal del país donde hay más de 100 organizaciones no gubernamentales trabajando. Pero la vida de los habitantes mejoró muy poco, y seguimos viviendo en estructuras de barro con falta de servicios básicos, como saneamiento y agua potable", aseguró Ramadhan.

"Ha habido una falta general de rendición de cuentas sobre los proyectos ejecutados en Kibera", reconoció Maron, y el mapa ayudará también a identificar que organizaciones están realmente trabajando en la gran barriada marginal.

El indio Siddharth Agarwal, director ejecutivo del Centro de Investigación de Salud Urbana de Nueva Delhi y colaborador del proyecto, señaló que la acelerada urbanización y el crecimiento de los asentamientos de tugurios representan un grave desafío para la planificación de las ciudades.

En la mayor parte del mundo, incluida a su India natal, muchas de estas zonas permanecen sin registrar. La cartografía espacial, en su opinión, no se ha utilizado de manera óptima para la planificación urbana y para proporcionar servicios básicos como salud y saneamiento.

"Uno de los principales obstáculos a una planificación urbana eficiente es la falta de información actualizada, integral y con suficientes detalles sobre las zonas urbanas. Esta es la principal razón de la incapacidad de los municipios urbanos para incluir los asentamientos en la planificación y el desarrollo urbano", dijo Agarwal.

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Este informe incluye imágenes de calidad que pueden ser bajadas e impresas. Copyright IPS, estas imágenes sólo pueden ser impresas junto con este informe