VENEZUELA-COLOMBIA: Cita sobre seguridad por crisis en frontera

Los problemas de seguridad de la frontera entre Colombia y Venezuela seran debatidos la semana proxima en una reunion ministerial, destinada a disipar la tension creada en Caracas por la muerte de dos soldados en una emboscada de la guerrilla colombiana.

La cita, que se realizaria el martes, tendra como protagonistas a los ministros de Defensa y autoridades militares y civiles de seguridad de los dos paises, mientras se duda de la presencia de los cancilleres por compromisos previos, dijeron a IPS fuentes oficiales de los dos paises.

En principio, el encuentro de urgencia debe celebrarse en Puerto Ayacucho, capital del estado venezolano de Amazonas, pero aun podria haber cambios en el lugar, que tuvo modificacion de fecha.

La reunion se habia organizado para el sabado, pero tuvo que ser postergado por un compromiso del ministro de Defensa colombiano, Fernando Botero.

Puerto Ayacucho, 720 kilometros al sur de Caracas, iba a ser escenario el dia 17 de la 21 reunion de las Comisiones Presidenciales de Asuntos Fronterizos, pero ahora quedo postergada "sin fecha" para realizar la cita sobre seguridad.

El gobierno venezolano acuso al pais vecino de "ausencia del estado colombiano en su frontera", a raiz de la emboscada contra un convoy militar venezolano, atribuida al guerrillero Ejercito de Liberacion Nacional colombiano, en el estado de Apure, en las cercanias del limite fronterizo.

En el ataque, ocurrido el dia 1, murieron dos soldados y otros cinco resultaron heridos, lo que llevo al propio presidente Rafael Caldera, segun lo trascendido, a demandar la modificacion de la agenda de la cita de comisiones fronterizas, para dedicarla solo a la seguridad en la zona.

Pero la cancilleria colombiana, segun explicaron fuentes diplomaticas, propuso entonces realizar una cita de emergencia sobre los problemas de seguridad entre los dos paises, negandose a que la reunion de las comisiones fronterizas fuera desvirtuada.

Las comisiones fronterizas se crearon en 1989 para impulsar la integracion y el desarrollo economico y social en los 2.200 kilometros de limites entre los dos paises y resolver los problemas que obstaculizan esos objetivos en lo que se ha llamado "un tercer pais" con dinamica propia.

La frontera comun padece el impacto de la accion de la guerrilla colombiana, los secuestros de ganaderos, los carteles de la droga y los vehiculos robados en Venezuela que son llevados y vendidos en Colombia.

Venezuela se siente victima de esos fenomenos importados, pero hasta ahora ha demostrado comprension hacia el gobierno vecino respecto a delitos que no puede controlar, a lo que contribuyo en forma decisiva la estrecha cooperacion entre los militares de ambos paises, desde hace tres anos.

Durante esta decada, pese a todos los obstaculos -incluido un espinoso diferendo territorial en el Golfo de Venezuela-, los dos vecinos se convirtieron en lo que se ha dado en llamar "un binomio indetenible", con un dinamico proceso de integracion.

Al cobijo de la zona de libre comercio andina, los dos paises se convirtieron en principal destino mutuo de sus exportaciones no tradicionales, con un intercambio que en 1993 totalizo 1.600 millones de dolares.

Fuentes diplomaticas colombianas precisaron a IPS en Caracas que Colombia es la primera interesada en que incidentes como el de Apure no perturben el proceso que cada vez hace mas interdependientes la economia de los dos paises.

Por ello, la replica colombiana a las criticas venezolanas consistio en acelerar la discusion sobre los llamados temas de seguridad, con la intencion de desvirtuar acusaciones locales de que el gobierno de Bogota incumplio los compromisos al respecto.

En la practica, la reunion planteada habia sido proyectada para este mes por los dos titulares de Defensa, cuando se encontraron en Caracas el 11 de octubre, en el marco de una visita al pais del presidente colombiano Ernesto Samper.

Pero ahora tendra como telon de fondo el impacto del ataque guerrillero y el endurecimiento venezolano, despues que el ministro para Asuntos Fronterizos, el socialista Pompeyo Marquez, senalo que si Colombia no sabe controlar su frontera, se anulan los esfuerzos por un coordinado desarrollo en el area.

Mientras, algunos observadores apuntan que en Caracas esa estrategia no puede desvincularse del deseo de mostrar firmeza ante voces ultranacionalistas que acusan de "entreguismo" a figuras como Marquez y desviar la atencion publica de la complicada situacion economica interna.

Tambien el gobierno de Colombia tiene un interes interno mas alla del deseo de mantener sin obstaculos los nexos bilaterales, como que la guerrilla no sienta que triunfo, al lograr afectar la integracion con Venezuela, por razones politicas y militares, ya que entonces se acentuarian sus acciones en la zona.

Paralelamente, se anuncio que se mantiene la prevista reunion binacional, el lunes, de los gobernadores fronterizos, para el establecimiento de planes para combatir los delitos en el area.

Y en una muestra de que los obstaculos en el camino por razones politicas no perturban el interes mutuo por ataduras cada dia mas intensas en lo economico, los cuatro ministros mas importantes del area economica de Venezuela participan este jueves en Bogota en un encuentro binacional de empresarios. (FIN/IPS/eg/ag/rp/94

Archivado en:

Compartir

Facebook
Twitter
LinkedIn

Este informe incluye imágenes de calidad que pueden ser bajadas e impresas. Copyright IPS, estas imágenes sólo pueden ser impresas junto con este informe

Últimos Artículos